Mazorcas en el Urriko Azken Astelehena

Urriko Azken Astelehena, el mercado del último lunes de octubre en Gernika

¿Te gustan los Mercados? Y es que ¿no son el sitio ideal para conocer el carácter propio de un lugar? Si te gustan, no te puedes perder la feria más importante de Gernika: El Último lunes de Octubre, o como se conoce aquí en Urdaibai, Urriko azken Astelehena.  

Con más de 300 puestos esparcidos por las calles de San Juan Ibarra, Pasealeku, Artekale, Picasso y Juan Calzada, podrás disfrutar de los mejores productos de la huerta, quesos, txakoli, sidra, pan, dulces, rosquillas, conservas, productos Eusko Label… y seguro que nos dejamos algo.

 

Este puede que sea el único lunes del año que esperamos con ganas y, entre las actividades del día, encontrarás concursos y exposición de frutas, flores, hortalizas, quesos, miel y txakolí. Aproximadamente a la 13:30h se celebra la entrega de premios y también la subasta de quesos en la plaza de Mercurio. El primer queso del año se subasta por miles de euros y el pasado año, por ejemplo, el dinero se donó a la residencia de ancianos. Pero antes de todo esto, no te puedes perder la sesión de Bertsos, en la misma plaza.  

Además de comida y bebida, también hay feria de artesanía donde puedes ver cómo elaboran los productos los diferentes artesanos, o una exposición de maquinaria agrícola, si es que te interesa el mundillo. Y sobretodo, lo que vas a encontrar es muchísimo ambiente, buen rollo y gernikeses y vecinos de los pueblos cercanos pasando el día. 

Un poco de historia…

Hemos preguntado, como siempre a nuestro querido Txato Etxaniz, sobre el origen de este mercado. Al parecer, viene de las ferias de ganado que se hacían en pueblos como Kortezubi o Errenteria. Gernika, al ser un núcleo más activo de población y tener un recinto dedicado a ello, acabó siendo la sede de este tipo de eventos. Al principio solo eran ferias de ganado, pero poco a poco se le fue dando fuerza también a los alimentos de la tierra. Antiguamente solo se hacía en la plaza del mercado y no había puestos por las calles.

En los años 60 empieza a decaer y desde el ayuntamiento se le intenta dar un poco de empuje relanzando los lunes de mercado y añadiendo también el tema de la maquinaria. De nuevo en los 70, se pierde un poco de fuelle hasta que el grupo Ekin-Taldea con apoyo de la BBK lo vuelven a resucitar y en las fábricas se decide que ese día sea festivo.

Dos curiosidades:

– El primer lunes de octubre sigue siendo feria de ganado, que es lo único que no encontraréis en este mercado del último lunes.

– ¿Por qué se hace en lunes? Se dice, se cuenta, que los eibarreses que vinieron a trabajar en a las fábricas, como en Gernika no había frontón (no lo hubo hasta 1924), trabajaban a tope durante la semana y así se cogían el lunes libre y veían el partido de pelota en el frontón de Eibar, que casualmente se llama “Astelehena” (lunes). Hay una frase típica que dice “Lunes gernikes, kolperik bez” (Lunes gernikes, ni golpe des).

 

¿Cómo disfrutar de este día en Gernika?

Al lío. Lo primero: si llueve, no te desanimes, es algo más que habitual, tenemos que sufrir este pequeño sacrificio para mantener nuestros paisajes tan verdes. Pasado el trauma inicial, verás que a nadie le paran unas gotas de agua. Callejea entre los puestos, prueba los txakolís acompañados de los mejores quesos de Euskadi y déjate llevar por el ambiente entre música y pasacalles.

Una vez hayas visitado todos los puestos y no hayas dejado nada sin probar, si sigues con fuerzas, puedes pasar a la zona “fiestera”. Lo suyo es que, llegado el mediodía y cuando ya han cerrado los puestos (hacia las 15:00 – 16:00), te acerques a las txosnas que encontrarás por la zona y pidas un rico talo. Los talos son una comida típica de fiestas y la mejor opción para combinar la juerga y la barriga llena. Consisten en una torta de maíz tostada en la que normalmente se pone un trozo de chistorra o chorizo, aunque a veces también se pueden pedir con bacon o lomo.  Si además lo acompañas de una copita de txakolí o sidra, tendrás el pack perfecto. En cuanto a la sidra, si sois varios, pedid directamente una botella, aquí es algo muy barato y así no tendréis que ir a pedir tantas veces.

Y el plan no termina aquí. Por la tarde te recomendamos que te acerques al precioso jai-alai (frontón) de Gernika y disfrutes del auténtico ambiente de cesta punta. Este plan es mejor programarlo con algo de antelación ya que hay que comprar entrada.

Por último, si te apetece darlo todo y no hay que madrugar al día siguiente, tienes fiesta hasta la madrugada en la zona de txosnas (en la plaza), en los bares de Gernika o el emblemático centro cultural Astra, con Djs.

 

Cómo llegar a Gernika

Nuestra recomendación es que os acerquéis en transporte público. Por un lado porque puede ser una tortura encontrar sitio para aparcar en Gernika y peor aún, si no conoces los recovecos del pueblo. Por otro, porque en general Gernika y Urdaibai tienen buenas conexiones entre sus pueblos y Bilbao.

Bus

A3515: linea que va desde Bermeo hasta Bilbao pasando por Gernika.

Tren

Salidas desde Bermeo y Bilbao cada media hora. Normalmente ponen refuerzo para este día.

 

Todavía no hay comentarios

¡Anímate a comentar!